in

28 acciones para motivarse a uno mismo

Aprender a motivarse a uno mismo o automotivación es la clave para lograr todas tus metas, tener éxito profesional, personal y una total satisfacción contigo mismo.

Sin más preámbulo estás son las 28 acciones para motivarte a ti mismo:

1. Fija metas alcanzables

¿Quieres mejorar tu resistencia física? Empieza por trotar cinco minutos por las mañanas, ¿quieres el control de tus finanzas? primero abre una cuenta bancaria.

Cada pequeño paso que cubres con éxito será un alimento para tu automotivación.

El famoso orador estadounidense en materia motivacional y autor de más de una decena de libros “Zig” Ziglar, decía que las metas no son tales hasta que las escribes.

Es más, no solo escríbelas, hazlo en un cartel o “post-it” que puedas pegar en un sitio muy visible y recordarlas todo el tiempo.

2. No dejes que algo grande te abrume

Si sientes que un objetivo es demasiado ambicioso o te acobarda un poco, tómate tiempo para escribirlo en un papel y dividirlo en sub metas.

Cada tramo o hito lo más simple posible. Simples acciones precisas que puedas lograr en un par de horas.

Lo peor que puedes hacer es postergar tus proyectos. ¡Entonces empieza ya! con pequeños y simples pero decididos pasos.

Si has dividido tu objetivo en tramos y aún no te sientes del todo motivado, elije un tramo con el que más identificado te sientas y busca la manera de dividirlo en tareas más simples.

Cosas incluso de cinco minutos, la idea es que rompas la inercia y vayas hacia adelante, no lo pienses más y aprovecha mejor el tiempo.

3. Reduce gradualmente tus distracciones

Con una meta en mente, lo menos que debes propiciar es la procrastinación. Conoce tus distracciones y prepárate para mantenerlas a raya reduciendo tu exposición de forma paulatina.

Si tu Smartphone es un problema, ponlo en silencio al menos por una hora, ¿redes sociales? precisa un tiempo muy breve para revisarlas uno o dos veces al día, ¡no más!

Aprender a decir no a ciertas circunstancias forja el carácter.

4. Pide apoyo

Las cargas son más manejables cuando se comparten. Ante una meta anhelada, una clave para motivarse a uno mismo es compartir el plan con tu pareja, familiares y amigos más cercanos.

Ellos te alentarán, te llamarán la atención o te apoyarán en el logro de tu cometido. Reducirás las posibilidades de evasión o de rendirte al primer obstáculo.

5. Selecciona tu círculo de apoyo  

Por lo menos mientras tus planes estén en curso, evita aquellas personas con actitud negativa o pesimista.

Apártate de la apatía y de cualquiera que solo vea el lado negativo de las cosas.

Para motivarse a uno mismo es necesario mucho optimismo y entusiasmo, por lo que necesitas que la energía de personas con buena actitud se irradie hacia ti. 

6. Descubre tu verdadero propósito

Otra simple táctica para motivarse a uno mismo es descubrir el verdadero propósito para hacer las cosas.

Te esfuerzas porque buscas un aumento, pero ¿para qué? Quieres tener un ingreso extra para que tus hijos vayan a la mejor universidad: allí hay un propósito.

Ser lo más sincero con uno mismo ayuda a descubrir el verdadero motivo, responde ¿qué quieres lograr? ¿qué obtendrás? ¿quiénes te mueven a lograrlo? ¿qué estás dispuesto a negociar?  

7. Duerme y come bien

¿Cómo puedes hablar de dar lo mejor de ti, si no cubres tus necesidades básicas de descanso y alimentación?

Un adulto debe tener cuanto menos seis horas de sueño de calidad, lo ideal sería tener ocho. Si no lo haces estarás cansado, distraído y te será difícil enfocarte.

Debes tener disciplina a la hora de alimentarte, comer a intervalos regulares mantendrá tus niveles de azúcar, te hará resolutivo, decidido y por tanto, motivado.

8. Busca inspiración en modelos

Hay cientos, si no es que miles de libros de motivación y desarrollo personal a los que puedes acudir para buscar modelos y apoyo.

¿Quieres emprender un negocio exitoso? Busca inspiración en el top 25 libros para emprendedores que tienes que leer.

Si buscas bajar de peso MSN reseñó 23 historias que te motivarán a perder peso. Todos son dignos ejemplos que te ayudarán.

9. Escucha un poco de buena música

Si el cansancio empieza a hacer de las suyas, una simple táctica para motivarse a sí mismo es escuchar un par de esas canciones que despiertan el vigor en ti.

Un ritmo enérgico, como aquellos que colocan en los gimnasios de pesas, pop, dance, hip-hop.

Para Originalmusic.es, la música ayuda a mitigar la sensación de fatiga y tiene el potencial de modificar los estados de excitación emocional.

10. Siempre busca el lado positivo de las cosas

La mente positiva y el optimismo son las baterías de la automotivación.

¿Estás en medio de una mala racha? pues busca el lado positivo, de los errores se aprende, la crisis es la cuna de oportunidades.

Siempre pregúntate ¿Qué puedes aprender? ¿qué debes hacer para evitar caer en errores? ¿qué de bueno hay en tu coyuntura?

11. Aprende a perdonarte, levántate y sigue tu camino 

Fácil es caer y abandonarlo todo, es la excusa perfecta para dejar las cargas a un lado, pero !qué nocivo es para motivarse a uno mismo!

Si te caes, te levantas, aprendes del error y sigues adelante. ¿Te crees fracasado porque cometiste un error? Pues aprendamos a perdonarnos a nosotros mismos.

Tomemos ejemplo de las  24 personas exitosas que fracasaron antes de encontrar el éxito.

12. Hagamos ejercicio físico

Forbes.com nos trae 10 estrategias para la motivación y una de ellas hace referencia a la necesidad de ejercitarse.

Hacer ejercicio por lo menos tres veces por semana reduce los síntomas depresivos.

Una rutina de 30 minutos de ejercicio mejora los niveles de dopamina, norepinefrina y serotonina las llamadas “mensajeros cerebrales” píldoras perfectas contra la depresión, la ansiedad y el estrés.

13. Compárate a ti mismo y mide tu avance

No busques modelos de extrema belleza, fisicoculturistas o genios para medirte; los podrás tener como modelo de inspiración pero no para compararte.

Solo mide tus avances y compárate a ti mismo, mide el camino que has avanzado desde que diste el primer paso.

Sentirás esa enorme inyección de satisfacción y motivación a ti mismo cuando veas los cambios por pequeños que sean.

14. Crea competencias sanas

La competencia es sin duda un buen empuje para motivarse a uno mismo.

Si estás llevando a cabo una tarea rutinaria de escuela o trabajo, estimula a tus compañeros a crear competencias sanas, la mera sensación de querer ganar apoya la motivación.

Puedes incluir un pequeño premio al reto como una cerveza después del trabajo o un helado, eso hará mucho más interesante el camino por delante.

15. Levántate temprano

Si duermes bien durante la noche, no hay excusa para no levantarse temprano.

Simplemente tendrás más tiempo para actividades productivas, estarás activo y más motivado.

Un estudio publicado en el Harvard Business Review ratifica que durante las primeras horas de las mañanas es cuando nos sentimos más energéticos, dispuestos y capaces para cambiar las situaciones a nuestro favor.

¿Te costaría mucho hacerlo? tengo para ti un par de consejo sobre cómo levantarte temprano.

16. Toma tu tiempo para recordar tus motivos

Ante momentos de flaqueza cuando te sientas desmotivados o con poca energía, tómate un pequeño respiro de cinco minutos para pensar en las razones de tu esfuerzo.

Trata de anotar tres razones para seguir adelante: un ascenso, más tiempo libre, bajar de peso, buena educación, ahorrar un dinero extra.

Recuerda el “post-it”, déjalo visible, ponlo como fondo de pantalla y visualizalo al menos 4 veces al día.

17. Sé agradecido

Cuando el motivarse a uno mismo está por el piso, podemos ver las cosas bajo un lente de pesimismo e ingratitud.

Es el punto en que tienes que reflexionar y preguntarte ¿tengo al menos tres cosas para agradecer en la vida?

No pasarán diez segundos para pensar en tu salud y tu fortaleza, el apoyo de tu pareja o tus padres, el tesoro de tus hijos, tu casa, el tener un trabajo o un vehículo que sería envidia de otros… y la lista tal vez no para.

¿Cuán desagradecido puedes ser? Hay gente que agradece un vaso de agua limpia y un plato de comida.

18. Mantén ordenado tu espacio de trabajo

Una manera de motivarse a uno mismo es con un entorno armónico, limpio y ordenado.

Si llegas a tu oficina o a tu habitación y encuentras montones de carpetas, objetos atiborrados y te mueves con dificultad, allí tienes un asesino de tu automotivación.

Positivityblog.com nos aconseja tener un espacio para trabajar “sobrio y minimalista”, lo que ayuda a pensar con claridad y sentirse concentrado.

19. Varía tus rutinas

Te levantas, desayunas, vas al trabajo, almuerzas, sales del trabajo, llegas a casa, tomas la cena, ves tele y te vas a la cama. ¿Qué motivación tienes en ello?

Dale un vuelco a tu rutina, inscríbete en una escuela de baile, ve a la piscina o al gimnasio, acude a un voluntariado, ve a la biblioteca, simplemente haz cosas variadas y distintas.

La emoción de salir de la rutina será una vitamina perfecta para el estado de ánimo y motivarse a uno mismo.

¿No sabes qué practicar o qué nuevo talento explorar? valora nuestras 10 formas de identificar tus talentos.

20. Enfócate en una tarea a la vez

Hiciste la lista de tus tareas pendientes y has llenado toda una página. Tener una lista de más de 30 pendientes puede abrumar a cualquiera.

Analiza tu lista de pendientes y enfócate en solo un elemento, ese que se torna más interesante o aquel que despierta el espíritu competitivo. Es un buen paso para empezar.

21. Practica la meditación

Una simple e inteligente práctica para motivarse uno mismo es la relajación y la meditación.

Apartarnos por 5 o 10 minutos de ese bullicio, el estrés y la ansiedad concentrándonos nada más que en nuestro respirar, despeja nuestra mente y renueva nuestro enfoque.

La meditación es tan poderosa que reduce la ansiedad, actúa como antidepresivo, revitaliza tu fuerza de voluntad y retarda el envejecimiento cerebral.  

22. No olvides descansar

Una barrera para motivarse a uno mismo es el trabajo sin descanso. No somos máquinas, podremos trabajar durante 18 horas al día, pero no es sano.

Trabaja a intervalos de entre 45 minutos a hora y quince, tómate unos diez minutos para hidratarte, tomar un bocadillo, una amena conversación, un poco de aire fresco o meditar.

Pequeños recesos harán que vuelvas a tus actividades con más energía, concentración y motivación para lograr mejores resultados.

23.  Citas o frases motivacionales

Ubica un par de citas por internet o carteles que hablen sobre “automotivarse uno mismo” e imprímelas en buena calidad. 

Cuélgalas en tu habitación y en un espacio bien visible de tu lugar de trabajo. Algo como “ser miserable o motivarse a sí mismo…” de Wayne Dyer.

Serán para tu ánimo y fuerza de voluntad lo que las imágenes son para los creyentes católicos, un recordatorio, una invitación a la acción o una inspiración.

24. Premia tus logros

Hay una teoría básica motivacional que habla del binomio esfuerzo-recompensa.

Una buena cena en un restaurante étnico después de cerrar un duro contrato o al finalizar el trimestre; un simple helado luego de un duro día de trabajo, lo que sea que te haga sentir recompensado. ¡Sin exagerar!

Puede ser tan simple como llamar a alguien para comentar tu hazaña exitosa. Verás cómo tu automotivación aumenta para seguirte esforzando.

25. Ponte en contacto con la naturaleza

La naturaleza, el aire fresco y un paisaje hermoso nos causan un verdadero estallido de energía positiva que nos hace por rendir por semanas.  

Tómate el tiempo de planear tus próximas vacaciones o tu próxima escapada a un retiro natural, y verás cómo cargar pilas y motivación.

26. Actúa y sé decidido

Decisión es acción, acción es romper la inercia y hacerlo es motivarse. Definitivamente “lo único imposible es aquello que no intentas”. Sal del letargo y da el primer paso.

¿Te cuesta tener claridad ante una decisión? Toma un tiempo para probar estos 4 trucos probados sobre cómo tomar una decisión difícil.

27. Visualiza tu futuro

Hacer una imagen mental de lo que será el futuro inmediato a tus logros
es una excelente táctica para motivarse a uno mismo.

Visualiza lo que vas a alcanzar, piensa en los cambios que eso traerá para ti, piensa en su impacto y siente cómo esa energía fluye en tu interior.

Sin excusa alguna, enfócate y dirige tus esfuerzos a esa visión tan importante, valora lo que hayas podido lograr mes a mes y qué tan cerca estás.

28.  Que cada día cuente

Más preciado que el dinero es el tiempo. Un dinero se recupera pero el tiempo perdido no y realmente no tenemos todo el tiempo del mundo.

Cada día al levantarte trae a tu mente lo que harás y de ser posible anótalo en una agenda física o digital, con recordatorios incluso.

Si es tu día libre, aprovecha para resolver esos pendientes de tu lista, aquello que tanto tiempo has dejado a un lado, como limpiar el jardín u ordenar la oficina.

Esas pequeñas gotas de satisfacción, una vez que has cumplido tu tarea son verdadero alimento para motivarte y avanzar hacia metas más ambiciosas.

El tiempo te permitirá cultivar las habilidades que te orientan al éxito.

Veamos si podemos aplicar algunas de estas tácticas con breves cuestionamientos acerca de la automotivación.  

¿Cómo desarrollar la capacidad de motivarse a uno mismo?

La capacidad para motivarse a uno mismo se cultiva con:

  • Disciplina o compromiso para asumir un comportamiento riguroso y orientado al éxito
  • Fuerza de voluntad o habilidad para luchar ante las distracciones.

Deportistas como Rafael Nadal, científicos como Stephen Hawking, hombres de negocios al estilo Warren Buffet; son personas que han llevado la disciplina y la fuerza de voluntad a un nivel que pocos logran.

Descubren un verdadero motivo, se visualizan, se concentran y cultivan la capacidad de motivarse a sí mismos, pues nadie los ha obligado.   

Mira la historia de los 30 emprendedores más famosos.  

¿Cómo motivarse para seguir adelante?

Fijaste un objetivo, hiciste tu lista de tareas, diste el primer paso y de repente un error, un desliz. ¡Pues nada! Levántate y sigue adelante.

Entrepreneur.com nos comparte las reflexiones del Dr. Daniel Goleman, psicólogo especializado en inteligencia emocional y autor de textos en esa materia, quien presenta su guía para automotivarse uno mismo:

  • Dejar a un lado la autocompasión, busca salir de esa “zona de confort”
  • Fija uno o varios objetivos y desglósalos
  • Pon fecha a cada meta y escríbelas en un papel
  • Avanza poco a poco
  • El tiempo es oro, que cada día cuente
  • Revisa tu avance y premia tus logros
  • Puedes tener ejemplos a seguir pero no compararte con ellos
  • Compárate contigo mismo.

¿Cómo motivarse uno mismo para estudiar?

Motivarse a uno mismo para estudiar es cuestión de organización para dividir nuestros compromisos en tareas diarias; disciplina y fuerza de voluntad para apartarnos de las distracciones.

Obtener una buena calificación debe ser el motivo para una pequeña pero significativa recompensa como disfrutar una matiné o cena con amigos.  

Seleccionar un círculo de apoyo es clave para motivarse a estudiar, personas entusiastas que vean siempre el lado positivo de las cosas.

Ante cualquier flaqueza, visualízate en un par de años hecho un verdadero profesional, madruga y descansa.

Que el dinero no sea distractor ni preocupación, valora nuestras 16 formas de ganar dinero siendo estudiante.

¿Cómo motivarse en el trabajo?

Para motivarse a uno mismo en el trabajo debes propiciar un ambiente armónico, limpio, ordenado.

Procura tomar descansos regulares para un chiste, cinco minutos de meditación, estirarte y tomar aire fresco.

Ante una actividad monótona que estén llevando en grupo, fomenta una competencia sana, con una pequeña recompensa de por medio. Valora el tiempo pues el tiempo es dinero.

Escribe tu motivo en un pedazo de papel y ponlo en un lugar visible. Busca frases motivacionales y haz lo mismo, imprímelas y cuélgalas.

Aprende sobre productividad, estudia y aplica maneras de ser más productivo.

Otras habilidades y actitudes complementarán tu camino al éxito, como tener disciplina o el compromiso de mantener un “código de conducta” y la firmeza o fuerza de voluntad para no desfallecer en el intento.  

Para ahondar en los temas, hace poco reseñamos 30 buenos libros de superación personal que podrías leer.

Tienes de mis manos toda una guía sobre cómo automotivarse uno mismo, ¿la pones en práctica? Cuéntame como te va.


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Cómo ganar dinero con Pinterest en el 2019 – 9 ideas que si funcionan

10 formas de hacer rendir el dinero en el hogar