in

Cómo Saber Para Qué Eres Bueno: 10 Formas de Identificar Tus Talentos

Una verdad de vida es que siempre serás más exitoso si te dedicas a lo que te gusta hacer. El único problema es que la mayoría de las veces no sabemos qué es lo que nos atrae o no tenemos idea de qué es lo que hacemos bien.

¡No te alarmes! No es tan difícil averiguarlo y una vez que lo encuentres no te inquietes si tienes que modificarlo o cambiarlo un poco, verás cómo todavía puedes dedicarte a algo que te apasiona.

Así que, si deseas descubrir tus fortalezas, tus habilidades o simplemente saber para qué eres bueno, lee los siguientes 10 puntos que aclararán de una buena vez todas tus dudas.

Hazte las preguntas correctas

En lugar de pensar en las cosas que haces bien, pregúntate en cuáles actividades te encuentras ayudando a los demás con más frecuencia.

Admítelo, no solemos ayudar a nadie en diligencias que nos desagradan o en que los demás consideran que no somos buenos.

Así que si frecuentemente, por ejemplo, te encuentras calibrándole las bujías al carro de tus papás o amigos, ya sabes que la mecánica entra en la lista de tus principales intereses.

Te importa lo suficiente para aprenderla y practicarla y la confianza que se deposita en ti en arreglar cualquier problema es directamente proporcional con tu habilidad en ello.

¿Cuándo te sientes abrumado qué haces? A veces cuando algo nos agobia, buscamos un relax emocional en tal o cual acción. Ésta nos hace sentirnos relajados y en control. Esa actividad es una de tus fortalezas.

Lee nuestra guía sobre las 20 habilidades de una persona para tener éxito en el trabajo y en los negocios

Lee al respecto

Hay varios libros que te auxiliaran a encontrar tus habilidades. De entrada, te recomiendo “Ahora, descubra sus fortalezas”, por Marcus Bukingham, que está basado en por lo menos 30 años de investigaciones y más de 2 millones de entrevistas.

Te lleva por un recorrido donde podrás evaluar tu personalidad hasta llegar a encontrar todos aquellos factores que te pueden llevar al éxito.

Realiza un test que te devele el misterio

Si lo tuyo no es sentarte a leer un libro, lo que debes hacer es seguir el link que te dejo a continuación, donde podrás realizar una lista de tus habilidades y relacionarlas con tipos de trabajo en específico.

Si sabes inglés o estás dispuesto a usar un traductor o un diccionario, abre el siguiente link (recomendado):

https://www.careeronestop.org/toolkit/skills/skills-matcher.aspx

Si te sientes más a gusto en tu idioma, te recomiendo el siguiente sitio:

https://www.arealme.com/career/es/

Lleva un registro

Empieza a registrar tus estados de ánimo. Anota los días que te sientes a gusto y entusiasmado al igual que cuando tu ánimo está bajo y te encuentres agotado. Ya que tengas este registro hecho, analiza las actividades que tuviste en ese periodo de tiempo.

Cuando te envuelves en acciones que te hacen sentir feliz y lleno de energía, éstas generalmente son las que están relacionadas con tus puntos fuertes.

Sin embargo, si estás realizando algo que no involucra tus puntos fuertes, el esfuerzo te hará sentir cansado ya que tu cerebro se encuentra trabajando a marchas forzadas.

Así que lograr lo que te gusta o usar tus fortalezas de forma óptima hará que el trabajo que realices sea ameno y sostenible ya que tu energía estará canalizada de manera eficaz.

Experimenta cosas nuevas

¿Cómo puedes saber qué es lo que te gusta si te mantienes sentado en tu casa? Aunque te apasione el arte, no es lo mismo ser crítico de teatro que cantante de ópera. Experimenta nuevas actividades y encuentra tu pasión.

Escribe para el diario de la escuela o empieza un blog. Métete a alguna clase de cocina, graba vídeos, busca cualquier grupo de voluntariado, ingresa a diferentes cursos, no importa si nunca te has sumergido en ese tipo de actividad.

Esto te ayudará a saber lo que te gusta y lo que no. Lo mejor es que puede sorprenderte bastante para lo que resultas ser bueno.

Pide el consejo de expertos

Si todo lo anterior no te ha funcionado o te parece muy difícil, tienes algo de dinero ahorrado y cuentas con la posibilidad viajar a Estados Unidos, puedes inscribirte a unas pruebas de actitud bastante detalladas que lleva a cabo el Johnson O´Connor Research Foundation.

No obstante, aunque esta fundación que se dedica a aplicar exámenes de actitud bastante accesibles ya que es sin fines de lucro, deberás sufragar tus propios gastos. Las pruebas tardan un promedio de tres horas y media con una cita adicional de hora y 30 minutos.

El costo del total de la examinación es de entre $675 y$750 dólares, dependiendo de la ciudad donde la realices. Pero es increíblemente exacta y resolverá tus dudas definitivamente.

El único problema es que esta prueba requiere que domines el idioma inglés, no hay versiones en español a la fecha.

No tengas miedo, no hay necesidad de estudiar por años

Claro que hay que prepararse para hacer de manera adecuada cualquier actividad, pero si tu meta no es convertirte en un virtuoso, con que sepas lo básico estás listo para empezar.

Así podrás probar varias actividades que te llamen la atención y dedicarte más a fondo a aquella que te satisfaga más.

Recuerda tu infancia

¿Qué ocupaciones desarrollaste durante tu infancia que te hicieron sentir realizado? ¿Cuáles eran las actividades por las que recibías más halagos de tus maestros? ¿Con que obstáculos has tropezado en el transcurso de tu vida? ¿Ganaste algún concurso?

Aunque no lo creas, los obstáculos con los que tropezaste te ayudaron a desarrollar habilidades que no tiene nadie más. Es natural que la gente haya notado este tipo de destrezas. Así que piensa y lánzate al camino de los recuerdos y verás que pronto te surge una idea o dos.

¿Hay algo que te caracterizaba de pequeño? Cuidado, ese podría ser tu súper poder.

Visita a un consejero vocacional

Si estás en el punto de escoger tu profesión, lo más seguro es que todavía estés estudiando. Pregunta en tu escuela o algún maestro para que te canalice con alguien que pueda ayudarte. A veces es más sencillo darse cuenta de nuestras fortalezas cuando hablamos con un profesional.

Analiza los cumplidos que te incomodan

¿Por qué hay cumplidos que ignoramos? Pues porque no sentimos que hayamos realizado mucho esfuerzo para ganarlos. La verdad es que no realizaste ningún trabajo extra debido a que son parte de tus fortalezas.

Es hora de recordar los cumplidos que hemos recibido y analizar las fortalezas de los que derivan. No desestimes los elogios, no es normal que la gente vaya por ahí diciendo cosas bonitas, triste pero cierto, si lo hacen es porque lo has ganado independientemente de que te parezca a ti o no.

Así que es hora de preguntarte ¿qué cumplidos has recibido de manera reiterada?

 

Una vez que hayas encontrado tus fortalezas, será hora de que investigues más acerca de las posibles profesiones a las que te quieras dedicar. No te preocupes, si después de un tiempo decides que no es lo tuyo, siempre podrás modificar tus actividades.

La verdad es que no hay escasez de giros de trabajo, solamente tendrás que encontrar el que más te apasione. No lo veas como un peso extra, sino a modo de aventura de descubrimiento de la cual solo podrás ganar.

 

Ver También:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Como Ganar Dinero A Través De Las Redes Sociales

Nombres Para Blog: 10 Técnicas Para Elegir El Dominio Ideal Para Tu Blog